domingo 19 mayo, 2024
spot_img

El dominio de su amor – Fortaleza

“Junto a aguas de reposo me pastoreará”

¡Qué impactante es el ambiente donde el Señor te pastorea! “Junto a aguas de reposo”. Es importante contemplar la importancia de los detalles en la Palabra de Dios: “aguas de reposo”. Significa que, si estás ansioso, preocupado, afanado o alterado es posible que no logres recibir lo que el Padre tiene preparado para ti. El pastoreo es el cuidado integral de tu ser, y Cristo ha determinado un ambiente específico donde tú puedes recibir lo que necesitas.

Vamos a mirar algunos datos interesantes acerca de la relación que existe entre el ser humano y el agua: el ser humano está compuesto, aproximadamente, por el 70 % de agua. La ciencia estima que puede sobrevivir alrededor de una semana sin ingerirla; y puede vivir entre 45 a 65 días bebiendo agua solamente. ¿No te resulta curioso que el pastoreo espiritual sea justamente “junto a aguas de reposo”?

La fortaleza espiritual, desde donde tu “salud integral” nace, es junto a aguas de reposo. De la roca, Cristo, fluye agua viva que sacia tu ser. Él se encuentra dentro de ti en ese ambiente de reposo. Sin embargo, si no estableces esa relación como prioridad, “junto a aguas de reposo”, te encontrarás con una necesidad espiritual que, a la larga, afectará toda tu vida. ¿Cuál es tu perspectiva de vida? ¿Una vida de supervivencia viendo cuánto tiempo puedes durar sin esa relación refrescante y nutritiva de pastoreo? Muchos hijos de Dios ponen en riesgo su propósito porque no conviven “junto al agua de reposo”.

Para la buena salud humana se deben ingerir de 2 a 3 litros de agua por día. ¿Te parece una locura que haya una relación con la vida espiritual? Si bien, no medimos nuestra comunión con el Padre por litros, sí es una reflexión que pone en perspectiva cuán importante es la relación con Dios a diario. Tu fortaleza y salud espiritual con que ejerces tu fe depende de la calidad del pastoreo que tengas en tu vida. Conviene permanecer “junto a aguas de reposo”.

Aplicación Práctica
El pastoreo no es automático; ni en el Encuentro con un “super Ministro”, o con el Señor, un “SUPER PADRE”. Debes aprender a dejarte pastorear e invertir tiempo para encontrarte en el ambiente preparado (un ambiente y conciencia del corazón). Sin embargo, no invertirás el tiempo necesario para estar “junto a aguas de reposo”, si en tu interior no logras comprender el valor imprescindible que eso tiene para ti.

Todo fruto extraordinario en tu vida surgirá desde esa inversión de tiempo. Cristo es tu sabiduría. Si comprendes su valor y lo conoces a Él, hallarás vida, riquezas y honra. Es una cuestión de invertir en ese ambiente junto a Él.
Este mes te puedes enfocar en incrementar tu tiempo de ser pastoreado. Pruébalo y ve la diferencia. Tu comunión con Él es más valiosa que el oro y la plata, pero hay que creerlo para comprobarlo en vivencia. Aparta dos o tres momentos cada semana, específicamente para tomar conciencia de: “Junto a aguas de reposo me pastoreará”, y vive la impartición de ese tiempo. ¡Verás el beneficio!

Latest Posts

spot_imgspot_img

no te pierdas